Historia

Valores y principios éticos

Comunidad de valores en la práctica

La economía sostenible y una actuación socialmente responsable son componentes centrales de nuestra cultura empresarial. Adoptamos una perspectiva de desarrollo a largo plazo: para empleados y clientes, así como para nuestra influencia en la sociedad y el medio ambiente. Esto lo demuestra nuestra trayectoria de más de 150 años.

Estamos convencidos de que solo en una sociedad desarrollada con sólidos valores éticos es posible seguir teniendo éxito como empresa a largo plazo. Por este motivo, Kalle basa su filosofía en valores que constituyen el marco de nuestras decisiones empresariales y de nuestra actividad en general. Esto supone mucho más que palabras Ponemos todo nuestro interés en demostrar nuestras palabras con hechos, e implementar, por ejemplo, mediante certificaciones, las buenas prácticas empresariales.

Calidad y seguridad de los alimentos

Como parte importante del sector de la alimentación, Kalle asume una gran responsabilidad en cuanto a la higiene de los productos y, por tanto, la salud de los consumidores. En el desarrollo de producto como durante el proceso de fabricación, la seguridad alimentaria desempeña una importantísima función. Los métodos de verificación en la práctica y los ensayos empíricos avalan nuestros esfuerzos en este aspecto.

La gran profesionalidad de nuestros procesos en relación con la seguridad alimentaria y la gestión de la higiene son avaladas por nuestra certificación ISO9001 y FSSC22000.Asimismo, consideramos que nuestra responsabilidad reside en conseguir que los clientes utilicen nuestros productos de la mejor manera posible y hacer sus alimentos lo más seguros posible. Para ello ofrecemos cursos de formación y seminarios en empresas, escuelas de formación profesional e instituciones del sector cárnico.

Seguridad en el trabajo

El eslogan «safety first» es nuestro lema de elección, porque la salud de nuestros empleados es nuestra máxima prioridad. Revisamos constantemente nuestros ciclos de trabajo y procesos para optar a posibles mejoras en la seguridad laboral. Para ello nos marcamos ambiciosas metas año a año para mejorar también en este ámbito. Esto se aplica especialmente en la creación de nuevos productos y procesos de producción. Los cursos de formación continua de los empleados en materia de protección laboral forman parte de la estructura vital de la empresa.

Dirección con valores éticos

Las directrices de comportamiento de Kalle, con nuestros elevados estándares éticos, son para todos los empleados una referencia en el día a día del trabajo y constituyen la base de nuestras operaciones, tanto dentro como fuera de la empresa. Valoramos una cultura empresarial que fomente el trato respetuoso entre compañeros y donde los empleados puedan expresarse libremente sobre sus propios errores. Además, hemos implantado una comisión para detectar precozmente cualquier posible actuación ilícita. Para ello hemos creado una oficina de contacto para cualquier duda relacionada sobre la prevención del soborno y la corrupción.